1 de enero de 2016

¡Les deseo lo mejor!



Amigas y amigos, espero de corazón que todas y todos estén bien y de corazón espero que así sea mientras tengamos la voluntad y la fortaleza de que lo sea.

Esta vez, en este último articulo del 2015, les seré mucho más sincero en mis palabras con ustedes, pero no seré nada pesimista al final, créanme, seré algo extenso, pero también claro con todas y todos.

Bien, escribir en tu abandonado espacio online de vez en cuando a causa de tu labores económicas y aparecer luego de un largo tiempo es de verdad vergonzoso y hasta ridículo; pero celebrar la Navidad despedir un año que se va cuando algún periodista o un aficionado escritor o bloguero como este servidor, es difícil hasta cierto punto, a menos que vivas en un país donde la esperanza se va lentamente y la gente a tu alrededor se canso ya de tanta lucha sin frutos buenos, ni un aire de reconciliación. Pero así son las cosas, las sorpresas también vienen cuando las circunstancias y la decisión de todo un pueblo así lo dicta…

De verdad les digo que a causa del trabajo y demás situaciones, a veces me dan ganas de no escribir mas nunca en este blog, siento en algunos momentos de frustración en el que pienso en dejar de escribir, renunciar mis proyectos de vida e ir al extranjero y hacer una vida, aunque me cueste mucho. Hace mucho tiempo que no hago un post interesante como tampoco el tiempo para estar dedicarle al cien por ciento al blog; de hecho, saben como es mi agenda y lo agitado de mi vida; ya que no tengo tanta inspiración como antes y mi salud no está tampoco de maravilla, pero todavía a pesar de eso, sigo todavía en pie.

La inspiración a veces no llega y huye cuando el montón de problemas, situaciones y tensiones en la vida de las personas y en el ambiente donde estemos está presente, no en momentos cortos, sino a diario y a tal punto que el estado de ánimo no es conveniente para lograr una labor de forma eficiente y más bien nos dedicamos mas a estar dedicándonos a mejorar nuestra situación personal o resolver problemas principales mientras dejamos nuestros objetivos y sueños para después cuando la cosa mejore o la situación sea más propicia para seguir con nuestros planes.

Les mentiría de forma descarada e injusta si les comentara algo muy mecánico y mas que reciclado “Feliz Navidad y un Prospero Año Nuevo”, no quiero ser falso al decirles algo ya más que repetido por la mayoría de la gente aun en tiempos difíciles y muy caóticos como este, un término muy ciclado, repetitivo y de verdad no tengo a inspiración ni el espíritu de felicidad para decírselos; no es porque tenga un corazón oscuro ni sea un odia-navidades, sino porque estoy en un lugar donde el conflicto es el pan de cada día y la felicidad es ausente aun cuando muchos pregonan su existencia.

Siendo un poco cómico  y cínico al mismo tiempo, es tanta la frustración y el hastío que siento con tantos problemas encima de mí, no solo yo sino también mis seres queridos, de mis vecinos , compañeros y de todo/as nosotros/as como sociedad, con de tantos problemas alrededor que hasta ya parezco un Grinch, un ogro que odia la navidad, tanto así que cada vez que hay un comercial o mensaje de televisión navideño, o un mensaje de optimismo hipócrita y bastante falso y no menos descarado de los sonrientes políticos o de los más famosos sobre lo linda que es la Blanca Navidad Feliz y Venturoso Año Nuevo” mientras restriegan sus lujos frente de ti, su fortuna, comodidad, falsas apariencias, cinismo y vil hipocresía frente a nosotros sabiendo de plano la carencia de los más necesitados y el sufrimiento de los demás, la crisis reinante en tu patria, la falta de ayuda, la sensación de desamparo y del desprecio, sufrir la estigmatización, engaños constantes junto a la injusticia y explotación que se sufre a diario; de verdad siento de corazón al ver tanta injustica y sinsentido que a veces pienso tomar la repensada y sabia decisión (aunque bastante siniestra) de agarrar elegantemente un bate de beisbol y con todas mis fuerzas olvido mi raciocinio de un lado para así sentir un placer depravado en destrozar a golpes brutales mi televisor y aullar como lobo sediento de sangre; de verdad a veces es mejor comportarse como un desquiciado drogómano por un breve lapso de tiempo para liberar las penas que adular, aplaudir y postrarse ante un montón de psicópatas poderosos.

Para ser también franco y sincero con todas y todos, tomando en serio ya la cosa, en estos duros momentos en Venezuela, a pesar de no existir guerra mediante las armas, si existe un conflicto social, político, económico y moral desde hace casi dos décadas y que en estos últimos tres años ya está en pasos de una guerra civil; aunque no existe una guerra convencional (que de plano seria ya un infierno peor que el presente). De verdad estoy harto ya de tanta guerra fría, de tanta tensión, de tanta crisis, de tantas estupideces que ocurren en esta tierra; las consecuencias de la larga diatriba y de la inestabilidad ya las estoy viendo y no soy el único que se da cuenta de ello.

Como dije una vez en un post, por convicción personal, neutralidad y por seguridad personal, como están las cosas en el mundo actual, no soy para nada partidario de facciones políticas, religiosas ni ideológicas salvo por las filosóficas, científicas y por la razón. Eso me llevo a no a enfrentar a sistemas político, y a la vez a ser un poco más cínico y algo decepcionado con la vida, pero a la vez mas esperanzado en algo mejor, a ser más humanista, racionalista y sobre todas las cosas descritas, neutral.

Personalmente, siendo honestamente realista, a veces la neutralidad la dejo a veces de un lado cuando la crisis y la situación insostenible de tu entorno se convierte poco a poco en un abismo de no retorno a causa de terceros y, para ser objetivos, a veces por nosotros mismos y eso afecta no solo a ti, sino todo por lo que has soñado, cuando todo por lo que has vivido y crecido y cuando ves a los que tu quieres y todas las personas de tu entorno; por cada día que pasa me asqueo mas y mas de tanto que veo en la Venezuela que yo nací, harto a sobremanera de la situación de La Tierra de Gracia que ahora se desangra con tanta violencia en las calles a causa de la delincuencia, de la sensación de inseguridad, de la falta de oportunidades reales, de los conflictos sin soluciones claras, de las escasa opciones para salir del atolladero económico, de los ideales y filosofías fracasadas, de los sistemas económicos obsoletos y destructivos. Y de allí la decepción que siento cuando aquellos poderosos lideres, idealistas y luchadores sociales se preocupan más por permanecer en el poder y proteger su fortuna personal descuidando o atacando a su pueblo, quienes para as inri, fueron los que les pusieron en el cargo y forjaron su poder económico a costa de sacrificio e ilusiones.

A pesar de que los saqueos, ataques a la ciudadanía, terrorismo político y se han ido, en mi natal Venezuela sigue los odios y falta de reconciliación, aun sigue en conflicto social y político; la criminalidad siguen por las nubes a pesar de la constante vigilancia militar y policial y los altos niveles de corrupción y miseria cultural y social siguen aumentando a pesar de las numerosos intentos de cambiar la situación.

La economía es un caos por causas variadas, especialmente las políticas y sociales; la inflación está a niveles nunca antes vistos en el país de Simón Bolívar, y la escasez crónica de bienes básicos y demás servicios es más que evidente por la falta de producción, desarrollo, bloqueo político, cierre patronal, contrabando, falta de incentivos, falta de divisas, fuga de talentos al exterior, ataques a la libertad de producir, explotación laboral descarada, corrupción a todos los niveles y un largo y asqueante etcétera.

Mientras los bandos políticos en Venezuela todavía siguen empeñados en luchar por el poder absoluto de forma radical, al punto de rozar el enfrentamiento casi bélico, no existe señal de reconciliación alguna en pro de la patria y del pueblo. Años de amenazas externas e internas sin importar bando, desgaste constante de lucha y demás ha pasado factura: el costo de todo esto es la agudización de la crisis venezolana y que desgraciadamente, aun cuando no exista una guerra o calamidad natural, lo paga el pueblo en general, que aunque apoyaron o no estos bandos en lucha, al final perdimos y perderemos todo si siguen el estado actual de las cosas.

Alrededor del mundo, la cosa no fue ni está mucho mejor que en Venezuela en este 2015 ni tampoco lo estará en el año entrante.

El mundo recibió el 2015 con los atentados terroristas en Francia (el primero, con el semanario satírico Charlie Hebdo y luego otros durante los últimos meses en Paris) y el auge del terrorismo bestial del Estado Islámico, apoyado por factores externos y que ha desestabilizado el Medio Oriente.

El colapso de los precios del petróleo a nivel mundial también ha dado noticia, gracias a la sobreexplotación de crudo por parte de compañías estadounidenses en su propio territorio y que a raíz de ello ha bajado el valor del barril de crudo a niveles récord, a tal punto que muchos países productores de petróleo como Nigeria, Ecuador, Rusia y Venezuela, están en riesgo de una crisis sin precedentes por la baja de ingresos a sus países. El colapso de los precios del petróleo, aparte de ser causado por un exceso de la oferta mundial de crudo, es gracias a las nuevas tecnologías para producir energía de forma ecológica y viable, y los recientes acuerdos climáticos de París de reducir la producción de petróleo, entre otros factores.

El desplome de los precios del petróleo ya está causando estragos económicos en Venezuela, Rusia, Arabia Saudita y otros productores, y podría afectar en forma permanente la influencia diplomática, social, económica y política que han tenido estos estados.

La economía en el viejo mundo aun está en crisis  a pesar de la lenta recuperación; Grecia todavía está pasando su calvario, con el riesgo de que el país entero se ponga en venta y España, mientras cambia su panorama político sigue en la miseria social y económica a raíz de la Burbuja inmobiliaria del 2008, causando luego de pocos años, mas desahucios y dramas en los hogares hispanos.

Dilma Rousseff, presidenta de Brasil, inicia su 2.º gobierno, con la atención pública centrada en la corrupción y la economía; ahora enfrenta la amenaza de su destitución por parte de los opositores a su política y de gran parte de la población a raíz de los crecientes escándalos de corrupción.

En el tradicional mensaje de Navidad, el papa Francisco afirmó hoy que “verdaderamente hay muchas lágrimas en esta Navidad” al recordar a los cristianos perseguidos en Irak y Siria, el conflicto ucraniano, la epidemia del Ébola y los niños que sufren abusos. “Hay verdaderamente muchas lágrimas en esta Navidad junto con las lágrimas del Niño Jesús”, exclamó ante las decenas de miles de fieles que abarrotaron hoy la plaza de San Pedro,

Francisco fue rogando a Dios por los lugares azotados por las guerras y comenzó por las poblaciones de “Irak y de Siria, que padecen desde hace demasiado tiempo los efectos del conflicto que aún perdura y, junto con los pertenecientes a otros grupos étnicos y religiosos, sufren una persecución brutal (…) ¡Qué la Navidad les traiga esperanza, así como a tantos desplazados, prófugos y refugiados, niños, adultos y ancianos, de aquella región y de todo el mundo”.

La crisis de los refugiados sirios y de otras partes del Medio Oriente hacia la Unión Europea gracias a las guerras y el terrorismo, han alarmado al mundo con su drama humano y la insensibilidad de varios políticos del globo. En 2015 un número sin precedentes de migrantes llegó a Europa. Según la Organización Internacional para las Migraciones, la cifra superó el millón y la mayoría llegó desde Siria, donde cuatro años de guerra civil han dejado hasta el momento más de 200.000 muertos.

Y ni hablar del conflicto bélico en Ucrania, que desde hace un tiempo y a pesar de los acuerdos entre Rusia, Ucrania y la Unión Europea, todavía la guerra desangra el país.

Fuimos testigos del episodio racista del político y magnate Donald Trump en contra de los políticos rivales, inmigrantes, las mujeres y las etnias de los Estados Unidos, como táctica política…

Bien… quizás no debería arruinarles más el festejo del Año Nuevo, pero para reconfortarles con algo bueno, podría decirles que no todo fue malo.

Una sorpresa fue el recientemente firmado acuerdo climático de París, que por primera vez logró un compromiso de Estados Unidos, China y cerca de otras 200 naciones para limitar sus emisiones de gases de efecto invernadero y tomar otras medidas contra el calentamiento global. El acuerdo logrado hizo grandes titulares en todo el mundo, pero no tanto en Estados Unidos, donde una buena parte de la población –influenciada por los candidatos presidenciales y congresistas republicanos– desechan el cambio climático como un invento izquierdista. Aunque puede que algunos países no cumplan plenamente con el acuerdo, es probable que pase a la historia como un punto de inflexión en la crisis climática global.

También se genero noticias asombrosas e impactantes como la decisión de la Corte Suprema de Estados Unidos de legalizar a nivel nacional los matrimonios del mismo sexo, en medio de una tendencia cada vez más generalizada en el mundo occidental de legalizar el matrimonio gay. Argentina, Canadá, Francia, Sudáfrica, Brasil, España y Suecia, ya permiten el matrimonio entre personas del mismo sexo, y lo más probable es que varios otros sigan sus pasos aunque está creando un creciente choque cultural con los países fundamentalistas islámicos, que la ven como un supuesto síntoma de la decadencia moral de Occidente, y están aumentando su represión hacia los homosexuales.

El cambio en la política mundial ha dado de que hablar esta año: en la Venezuela gobernada por la izquierda socialista del Polo Patriotico, La Oposición de la Mesa de la Unidad Democrática o MUD, gana las elecciones parlamentarias obteniendo la mayoría de los puestos para diputados al Poder Legislativo del país, 112 curules para la Oposición y 55 puestos para el Polo Patriótico (socialista) siendo de esta forma mayoría y un contrapoder en el sistema de gobierno chavista bolivariano. Ya hastiado y atormentado, el pueblo venezolano durante casi dos décadas de enfrentamiento político y social, decidió con el voto castigo a favor de la derecha política, consiguiendo así la victoria de la oposición venezolana en las elecciones parlamentarias no solo significa la redistribución de las fuerzas de poder de un país que estuvo bajo el poder chavista,  también es una  herida grave al proyecto socialista, que en estos momentos esta cuestionado hasta por los mismos seguidores del ideario marxista, las mismas clases populares que durante años le apoyaron y para los oprimidos que vieron en Venezuela, un modelo de sociedad justa y prospera.

Venezuela no fue la única, el auge de la política de derechas junto al malestar de la población hizo que Mauricio Macri, lidero opositor a las políticas de izquierda popular peronista de Cristina Fernández de Kirchner ganara las elecciones en Argentina, creando así un nuevo dilema político, económico y social en ese país sudamericano.

Este año sin dudas ha sido bastante impactante y duro para muchos de nosotras y nosotros los venezolanos y también en gran parte del mundo; definitivamente han ocurrido injusticias y hechos terribles como también únicos en este 2015.

Y bien, entonces se preguntan ¿por que soy ahora pesimista además de extremadamente realista y más en un mensaje de año nuevo?

A favor de la verdad, y con el corazón en la mano, a veces se soporta como soldado batallas, ataques y muerte encima en una guerra, pero lo único que nos mantiene en la cordura y vivo para contarlo… es seguir luchando hasta conseguir la victoria.

Amigas y amigos, los pocos que aun me siguen en este abandonado post, no les miento, y para nada soy un profeta del desastre ni vidente, que como están y van las cosas, la situación en el año que viene no será fácil para todas y todos nosotros, será muy dura y de sorpresas que veremos y que cambiaran nuestra forma de ver la vida.

Hay momentos en que las ganas de seguir un sueño, los proyectos de vida, tus deseos y hasta las ganas de vivir se diluyen hasta la última gota cuando los demás te ponen trabas a por solo el capricho de tenerte bajo su control, cuando la peor de las situaciones nos viene de repente, la estupidez nuestra hace que nuestro camino se detenga o cuando es tanta la lucha y tanto tiempo en ella que a pesar de las promesas idílicas, el éxito cada vez están lejos de nuestro alcance por cada paso que damos. Aquí desde Venezuela, una tierra de numerosas dificultades, que al igual que muchos otros sitios del mundo también la están pasando muy difícil y en ese próximo año no será la excepción.

Lamento mucho que este no sea un mensaje de optimismo y buenos deseos más que repetidos, sino de realidad dura para luchar luchar y con esperanza lograr un buen objetivo para el mañana, y lamento que este mensaje sea crudo y sincero para cualquiera; más bien es un mensaje de resistencia, esperanza y lucha para lo que pueda venir de aquí en adelante.

Todo el mundo tiene problemas, unos más grandes que el otro, pero al fin un problema es un problema. La única diferencia es la capacidad de enfrentarlo y como tenemos que abordarlo y como lograr el éxito ante revertir los numerosos obstáculos que nos enfrentamos.

La vida es dolor y a la vez felicidad depende de los pasos y situaciones que se nos viene encima las 24 horas y los 365 del año; no es un jardín de flores ni tampoco un infierno del que no se pueda salir, ya que solo nosotros tenemos el albedrio y la conciencia suficiente para, siempre y cuando tengamos herramientas, valentía, metas, firmeza en nuestras opiniones y voluntad de hierro,  lograr las metas tazadas, salir del laberinto y vencer ante el mundo.

No todo está perdido cuando, desde los profundos rincones de los incontables infiernos que existen en la tierra, llámense guerras, crisis económicas, corrupción, violencia de género, sexismo, crisis existenciales personales, luchas de religión, crímenes y demás, existan luces, diminutas quizás, que todavía nos hace pensar que este mundo exista una oportunidad aunque se a pequeña para que se logre cambiar las cosas o bien para lograr un camino distinto, pero mejor que del que estamos.

A menos que exista un método mágico para salir de un problema, solo se logra esquivar la adversidad con herramientas que todas y todos sabemos, pero en situaciones desesperadas olvidamos o no lo tomamos en cuenta: esperanza, voluntad, paciencia, precaución, sensatez, de ponerse en el lugar del prójimo, saber escuchar antes de actuar, de conocerse a sí mismo, aprendiendo de los errores y éxito de los demás junto al de los propios, a ser honesto y firme en nuestras opiniones y decisiones, sabiduría y sensatez por cada decisión y acciones que tomemos, aprender nuevas cosas, tener la mente abierta, respetar a los otros para que nos respeten, ser consciente para con los demás y para nosotras y nosotros mismos.

La vida es dura, el mundo actual es hostil, pero por otra parte y mirando en retrospectiva, antes sin duda era un poco peor que ahora, ya que en la sociedad de antes, y no menos de 15 o 20 años no había casi oportunidades, derechos ni respeto a otros.

Se piensa que todo está cada vez peor y que estamos cada día sumergido en el peor colapso moral y social del planeta en toda su historia; pero la verdad es que si las cosas están tensas y caóticas, y que van a estarlo mucho más en el 2016, la diferencia es que al menos gran parte de la humanidad ahora ha tomado algo de conciencia y reconocimiento de su pasado y en cierto punto mucho más consciente de su futuro.

Ejemplo de ello sería la conciencia de parte del mundo sobre lacras y males que eran tolerados en la antigüedad, como la esclavitud, el racismo y xenofobia, el maltrato y discriminación hacia las mujeres y los infantes, las guerras y golpes de estado, entre otros, son mucho más condenados y denunciados que antes, aun a pesar de todavía existen; a ningún ser bien pensante se le ocurre ahora proclamar a viva voz que se debe asesinar a grupos diferentes al suyo por el hecho de ser solo diferentes nada más y aunque muchos cabezas huecas le siguiesen con devoción, la gran mayoría lo verán con indiferencia, repulsión, protestarían su actitud o sería considerado un delincuente por incentivar un delito de odio.   

Antes mucha misoginia y menosprecio hacia las mujeres y aquellas que eran preparadas y puestas al mando, eran objeto de desaprobación, de malas lenguas y hsta de descredito; ahora son por derecho ganado a lucha de sacrificio y admiración, jefas de estado y gobierno, encargadas de la jefatura de instituciones de seguridad, científicas y económicas.

El bullyng o acoso escolar o laboral, así como el acoso sexual, la violencia doméstica y sexual, la misandria y la misoginia (sexismo) la homofobia, el desprecio al otro, entre otros antivalores, si bien existen, no se les calla, ni se ocultan, ni se silencia ni se deja como tontería o novatada como antes; ahora son denunciados, aborrecidos y hasta tomado como un daño a la dignidad y violación contra los Derechos Humanos, cosa que no sucedía antes.

Las ideologías, filosofías, ideas y religiones, sean militantes o no, eran consideradas infalibles, perfectas, inmunes a toda crítica y todopoderosas, ya que antes eran sacrosantas, tomadas como un dogma inviolable y seguido de alabanzas aun cuando estas estaban en contra de la razón, de los Derechos Humanso, asi como ser participes de grandes delitos, crímenes horrores en contra de sus semejantes y de otros que no puensen su ideal, a tal punto, que era normal y justo para su causa dañar a otros que no compaginen ni sean fieles ni estén desacuerdo a sus postulados; ahora no soloson denunciados y criticados por sus faltas pasadas y presentes cuando se tratan de sus errores.

La contaminación del medio ambiente, gracias a la industria y a la inconsciencia de muchos en pro del dinero o pura necedad y estupidez, antes era tomado como algo trivial o sin importancia, y luego de años y de toma de consciencia, no solo es un peligro para la seguridad y bienestar de la naturaleza, sino de todos nosotros en conjunto, hay leyes que sancionan el daño ambiental, hay campañas de reciclaje y concientización sobre la contaminación en todas sus formas.

Muchas cosas malas del pasado ya no existen y son repudiadas gracias al cambio, asi la historia lo dice, y podemos hacerlo con los males presentes; la vida cambia cuando cambia la conciencia de la gente.

El montón de cosas nefastas y antivalores que aun existen, muy por el contrario de hace años atrás, ya no se pasan por alto como antes y lentamente, aunque con seguridad el mundo está avanzando en cierta forma, cuando se refiere a tomar conciencia de los problemas y muchos ya, con intenciones altruistas o con razones de peso social, económico y político de forma justificada, ya no toman a la ligera estos males que si bien ocurre, aclaro, si bien ocurren todavía, ahora gran parte de la población mundial lo ven de forma más que justificada con malos ojos y tratan de erradicarlo o prevenirlo. Esto sin duda si bien no es un avance, es un humilde, pero importante comienzo para que al menos, nosotras y nosotros, junto con las futuras generaciones, tendremos la oportunidad de hacer algo bueno por el bien comun, por el bien de la humanidad y de todo el planeta.

Todos los males, bien sea el dolor, el sufrimiento, las guerras, la destrucción y demás, cuando se es insoportable, hace cambiar a la gente para bien, si se avanza y mejora como persona o sociedad, o cambia para mal cuando se deja vencer y se hunde porque quiere o se deja vencer de aquellos que le agreden o de las circunstancias de forma irremediable; lograr el bien y el éxito ante lómalo que venga y salir para formar un nueva vida o una nueva sociedad que sea más justa y avanzada, superior en todos los sentidos, depende de la decisión y la voluntad, así como la esperanza de ser mejor personas y ser una mejor sociedad si así lo quiere y las ansias de un destino mejor si así se propone.

Las personas, las instituciones, familias y sociedades más privilegiadas y mas avanzadas del mundo son lo que son porque han aprendido muchas cosas gracias a las guerras, ala sufrimiento y a los diversos males que han sufrido y que rehaciéndose y tomando consciencia de su situación se han superado contra viento y marea; en base al dolor unos pueblos aprenden y mejoran, pero otros que quieren seguir hundidos y prefieren estar en el circulo de destrucción y maldad, aquellos que ven cómodo el antro de corrupción, de decadencia, de conformismo, de mediocridad, de cobardía, de falta de reacción ante una problemática, la falta de visión, de estar prefiriendo mil veces estar en un infierno confortable que un futuro de difícil alcance, pero seguro cuando se propone, son sociedades que enferman, se hunden y terminan irremediablementeen una ruina tal que jamás saldrán al final.

Muchas personas y sociedades del pasado y presente han terminado en la ruina a causa de no tomar conciencia y voluntad, así como perdieron la esperanza de surgir de sus cenizas por cobardía, corrupción, mezquindad o mera indolencia, es triste, duro, pero cierto.

El éxito, evolución, construcción, perfección o destrucción de nosotros como individuo, como sociedad, como país, como planeta, depende del grado de conciencia, sabiduría, aprendizaje, experiencia, voluntad y demás virtudes que tengamos o que carecemos de ella.  

El mundo entero está pasando por un trance muy difícil del que no será imposible salir del mismo si no comprendemos y estudiamos nuestro pasado, corregir nuestras fallas y errores, estudiar las fallas y oportunidades, ser conscientes de los demás y de nosotros mismos, de vivir con justicia, dignidad y para bien el presente con seguridad para así llegar a un buen futuro. En vez de estar vegetando, siendo conformistas así como mirar y seguir causas absurdas y pérdidas, aplaudir estupideces, fomentando el odio y el resentimiento, seamos realistas y aunque suene utópico: hagamos lo imposible; un mundo que pisa firme hacia el futuro, dejando todo el pasado vil y nefasto atrás, y seamos mejores seres humanos.

En vez de dejar que todos nuestros problemas crezcan por estar conformes con la situación sin pensar en el mañana, por nuestros hijos y los jóvenes del mañana, resolvamos los problemas y busquemos soluciones claras y razonables con consciencia y saiduria, pensando en el biencomun, pensando en un buen futuro, no inventando un futuro o diciéndolo nada mas, sino fabricarlo y forjándolo con humanidad y armonía, de forma realista y a la vez consciente, para que no caigamos en el mismo hoyo o por un abismo del que jamás saldremos.

Si nosotros hacemos caso omiso a las advertencias, a las evidencias y a nuestras desdichas para no volver a esa allí jamás y vivir una vida plena y feliz para rtodos nosotros comouna gran familia humana en esta esfera azul suspendida en el espacio llamada Tierra, la única que tenemos por los momentos, seguiremos con guerras, sufrimiento, crisis y demás, deslizándonos por el barranco hacia el abismo; ese será lamentablemente nuestro destino, pero no será a causa de otros, sino total y absolutamente culpa nuestra por no hacer nada para cambiar nuestra suerte.

Se debe vivir el momento, en libertad y a nuestra manera, es verdad, pero se debe recordar el pasado como un mapa de lo que debemos y no debemos hacer y el futuro será el que nosotros decidamos, siendo mejor o peor si lo queremos. Caminando con buen pie en el presente el futuro será nuestro, o por lo contrario, será amargo y nuestro futuro será tinieblas.

Así ocurrió en el 2015 y lo mismo pasara si no hacemos nada para ser mejores como personas cada día, pensando ahora en el futuro...

Y entonces, ¿Dónde está el futuro?

Pues depende de cómo recordemos nuestro pasado, para que hagamos nuestras buenas acciones y eso solo es posible por nuestra cuenta.

¿Y cómo lo hacemos, entonces?

Solamente cambiando nuestra forma de pensar y actuar, para que así logremos despertar nuestra conciencia.

Yo ante ustedes, no les deseo un más que repetido “Prospero Año 2016”, mas bien les pido que hagamos un mundo mejor empezando con cada uno de nosotros mismos con buen pie, asi podremos cambiar el presente de males en el que estamos y vendrá.

Para ser posible ese cambio que tanto reclamamos hoy, ese mañana deseado, mejor lo haremos nosotros y enseñemos a los demás con esperanza y buena fe de que solo haciendo se logra alcanzar la meta. Así lo haremos juntos, a pesar de los obstáculos, ya que se pueden pasar porque así lo queremos.

Les doy las gracias a todos ustedes y logremos juntos éxito en la vida, adelante haciendo futuro y por eso de parte mia y de todos también, ¡LES DESEO LO MEJOR!



Maracaibo, jueves 31 de diciembre del 2015




Logramos lo Imposibe. ¿Quieres hacerlo tu también?

Logramos lo Imposibe. ¿Quieres hacerlo tu también?
Logramos lo Imposibe. ¿Quieres hacerlo tu también?. Entonces HAZ CLICK SOBRE LA IMAGEN.